Opinión
0

Carta de respuesta a los resentidos de Vox

Escribo estas líneas en contestación a un escrito de la formación política VOX Villaviciosa de Odón en la que se me menciona. Escribo con pena, una gran pena que nace de la comprobación empírica de  que hay algunas personas malas que son capaces de cualquier cosa con el fin de justificar su fracaso, sus odios, sus envidias, sus resentimientos y por qué no: sus miedos.

Llevo sufriendo el ataque desde hace mucho tiempo de Miguel Ángel Prieto, el fracasado editor de la “Prensa de Villa”, de su mujer, la señora Milagros, hoy conocida como María Ruíz Solás, portavoz de Vox y sus adláteres políticos ocasionales y oportunistas, algún día y no tardando mucho daré una breve explicación del “Quien es Quien” en el entorno de Vox Villaviciosa de Odón y de cómo y porqué han llegado a ser odiadores.

En los 25 años que llevamos editando la publicación nos hemos enfrentado a todo tipo de problemas siempre por defender los intereses generales de los villaodonenses,  nunca por intereses propios, perjudicándonos gravemente. Defender el interés de los villaodonenses nos ha costado mucho dinero, muchos dolores de cabeza, amenazas, insultos y descalificaciones de mentes simples, interesadas o descerebradas y por qué no, canallas.

Demandas de corruptos,  ruptura total de relaciones con el Ayuntamiento en la época de Nieves García  con el consiguiente intento de  robo de nuestra cabecera y muchos avatares más. Ésta de Vox, se suma a la larga lista de experiencias desagradables.

Jamás he presumido de ser un profesional del periodismo, no como otros, pero sí que me jacto  de haber conseguido  mantener vivo este proyecto durante 25 años, contra viento y marea, enfrentando de cara  todos los desafíos, incluida la terrible crisis de estos últimos ocho años y a muchas personas interesadas en ver fracasar esta iniciativa.

Recuerdo que Nieves García Nieto en su afán de acabar con Círculo de Opinión, además de quitarnos la publicidad durante años, y de que “su entorno” amenazase a nuestros anunciantes, creó una publicación, “La Mirada”, que regalaba la publicidad con tal de hacernos daño. Fracasó en su intento, nos hizo más fuertes y al final, a los pocos números la revista desapareció sin pena ni gloria.

También nos tuvimos que enfrentar con el poderoso Francisco Hernando, alias “El Pocero”, que creó un periódico “Nuevo Diario” para dañar a todo aquel que se opuso a sus planes urbanísticos  alimentados a base de talones para comprar voluntades.

Igual nos ocurrió con el famoso Francisco Vázquez, gran amigo de Nieves García, y que ganó millones de euros a costa de los villaodonenses de forma sospechosa como quedó demostrado en la comisión de  investigación llevada a cabo.

Una cosa he tenido clara, Círculo de Opinión siempre estará al lado de todos aquellos que luchen por hacer una Villaviciosa mejor, por supuesto dentro de las ideas que hemos defendido y que constan en nuestro acta constitucional. ¿Eso significa que siempre tengamos la razón? Indudablemente no. Creo que para eso ya están otros que cuando hablan parece que sientan cátedra, aunque  luego la realidad les ponga en su sitio y tienen que cerrar o malvender su cabecera.

Uno de los valores que alimentan mi vida y le dan sentido es el de la amistad, la amistad de verdad. Soy hombre de pocos pero muy buenos amigos, y sin duda, pese a quien le pese, uno de ellos es José Jover, y lo es desde mucho antes de que él ni siquiera soñase con llegar a ser concejal.

Como amigo que me considero he procurado darle buenos consejos, aunque no siempre, y es lógico,  han sido estimados, cada uno debe tomar sus decisiones. Desde las páginas de Círculo de Opinión le aconsejé unos meses antes de las elecciones que no se volviera a presentar, que ocho años eran suficientes. No creyó oportuno el consejo.

El resultado de las elecciones no se hizo esperar, y significó un gran cambio en el panorama político de Villaviciosa de Odón y el voto del centro derecha  se dividió.

Todo esto es lógico si analizamos  tanto la situación general que se  ha vivido en España como las particularidades de Villaviciosa de Odón.

La aparición de Ciudadanos debe ser bienvenida por el soplo de viento fresco que aporta a la vida municipal, pero lo que no tiene ningún encaje es la aparición de los señores de Vox, que amenazan con paralizar la vida municipal mientras su odiado Jover siga en el cargo.

Su única intención es acabar con aquél que no quiso plegarse al “profesional” de la información Miguel Ángel Prieto, a sus caprichos y ocurrencias, y tuvo la osadía de enfrentarse al tremendo ego  de Prieto y señora, y eso se tiene que pagar, aunque para ello destrocen Villaviciosa de Odón y a todos aquellos, entre los que me incluyo, que conocemos perfectamente a estos resentidos, que no han superado que, pese a la labor de desgaste que han llevado a cabo sobre José Jover , éste haya obtenido más del doble de los votos que ellos (VOX), siendo el PP la fuerza más votada de Villaviciosa de Odón con mucha diferencia sobre ellos.

Pero entrando en el tema del que me acusan estos resentidos, jamás me he preocupado de lo que cobran los demás   por su publicidad, ni siquiera cuando de forma vengativa se nos retiró la publicidad municipal durante años.  Cada uno debe saber que es lo que vende y que precio debe cobrar.

A algunos les puede parecer que es mucho lo que cobramos por el servicio que prestamos, una página y 1/3 por 720,00 €, aunque en realidad son dos, ya que un tercio del coste de la segunda lo asume Urbaser y el otro tercio la publicación, por lo que la página a efectos reales le cuesta al Ayuntamiento 360,00 €, eso sin tener en cuenta la edición digital de Círculo de Opinión que también realizamos y el apoyo de comunicación a través de las redes sociales como Facebook o Twitter. Algún profesional de la prensa, que seguramente tendrá más información que estos maledicentes, reconocerá que es mucho más sustancioso cobrar casi 500 euros por un banner en un medio digital que apenas tiene costes, que 720,00 € por dos páginas impresas más el soporte de la web.

¿Alguien se ha planteado que los medios digitales no dejan ningún  rastro en la historia de nuestro pueblo? ¿Quién se acuerda de lo que han publicado hace dos años? ¿Cómo se valora esto? ¿Cómo se valora la seriedad a la hora de cumplir con las fechas de salida comprometidas? ¿Cómo se valora la posibilidad de llegar a toda la población y no sólo a los que acceden a redes sociales o internet? Estoy convencido que lo que más se valorará es la conveniencia política de cada partido.

Este mismo mes otro medio impreso local ha contratado dos páginas  con el Ayuntamiento, y si hacemos caso a la información publicada por estos resentidos, cobrará unos 960,00 €, es decir  240,00 € más que nosotros.

Respecto a VillaSaludable, una novedosa y extraordinaria iniciativa, valorada muy positivamente por lectores y profesionales del mundo de la salud, y denostada por los resentidos,  nació como resultado de un compromiso entre las tres partes implicadas: El Ayuntamiento, El Hospital Universitario Rey Juan Carlos de Móstoles y la empresa a la que represento, con el único fin de intentar mejorar la salud de los villaodonenses a través de una publicación al alcance de todos, especialmente de las personas de más de 50 años. A nadie un poco entendido en el mundo  de la edición se le escapará que esta publicación no ha sido, es,  ni será nunca un negocio. Máxime cuando la publicidad está totalmente limitada al mundo socio sanitario.

Volvemos a lo mismo, a muchos les parecerá un dineral lo que paga el Ayuntamiento por la publicidad en este medio, pero creo, aunque sea parte interesada, que la labor que realiza esta publicación merece el esfuerzo de nuestro Ayuntamiento. Y, por supuesto le sale mucho más económico que si él mismo editara esta revista.

El único problema estriba en que el que ha desarrollado esta idea he sido yo.

A muchos no les parece bien que el Ayuntamiento, por ejemplo, patrocine los festejos taurinos, pero se les sigue apoyando año tras año con muchos miles de euros para que unos cientos de aficionados disfruten. ¿Por qué a estos resentidos de Vox les parece tan mal que nuestro Ayuntamiento promocione la salud entre sus vecinos por un coste muy ajustado a través de esta publicación y del que se beneficiarán miles de villaodonenses?

Jamás he pedido, ni me hace ninguna falta, el más mínimo reconocimiento público, pero la vendetta personal de estos resentidos contra mi persona ha llegado a un punto  sin retorno. Una cosa es que no te reconozcan y otra muy distinta que intenten echar por tierra tu trabajo y honradez.

Todo es opinable pero lo que resulta curioso es que el ataque a mi persona venga, una vez más, de la mano de los odiadores de Vox y sus secuaces. Son cuatro pero hacen ruido, mucho ruido, y muy desagradable.

Sería muy fácil echarles encima la mierda que se merecen estas señoras y señores, motivos hay de sobra, pero sería igualarme a ellos, y después de tantos años soportando gentuza tengo la espalda a prueba  de bombas.

Lo siento por ellos, debe ser terrible sentir y vivir en ese odio y animadversión al prójimo, y más cobrando de los villaodonenses un suculento sueldo, al que por supuesto no renuncian. A lo mejor alguno de ellos tendría problemas para comer sin este dinerete.

Está claro que estos resentidos me han puesto en su punto de mira, pero les puedo asegurar que esta pieza es de caza mayor y ya se ha enfrentado  con cazadores más armados y con más mala leche que ellos, y hasta ahora he salido ileso, no así ellos.

Señores odiadores, resentidos y fracasados, si en algún momento les ha asistido alguna razón, hace tiempo que la han perdido irremisiblemente. Váyanse ustedes…..con Dios.

Hasta la próxima

Roberto Alonso

Compartir:
  • googleplus
  • linkedin
  • rss
  • mail

Escrito por: CO

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies