Actualidad
0

El grupo Popular cuestiona la millonaria biblioteca de Joaquín Navarro

 

Joaquín Navarro

Joaquín Navarro

En el transcurso del Pleno celebrado el pasado mes de enero que trataba de la construcción de un centro juvenil, Pilar Martínez portavoz del PP propuso al equipo de gobierno revisar las prioridades a la hora de afrontar la construcción de nuevos equipamientos públicos municipales. 

Está prevista la construcción de una biblioteca, proyecto personalista de Joaquín Navarro que no fue capaz de sacar adelante en la pasada legislatura, y que no está dentro de las prioridades de los villaodonenses tras numerosas encuestas realizadas por el PP local.

Esta biblioteca es muy costosa y tiene muchos puntos débiles. En un solar de 5.278 m2 está prevista esta construcción con 3.230 m2 de edificación y tan solo 243 m2 destinados a sala de estudio, sólo 79 puestos, una cifra muy insuficiente. Tampoco se ha pensado en el archivo municipal que actualmente se encuentra en situación precaria y que sería lógico se albergara en este edificio.

El proyecto, antes de empezar,

 ya se ha excedido,

incumpliéndose el pliego de 

condiciones, la obra no debía

 exceder los 2.677.492 y

 ya va por 4.409.000

 

El solar donde se pretende construir dicha biblioteca está en una zona de afección arqueológica  pero esto no se tuvo en cuenta a la hora de realizar el concurso para selección de arquitecto,  lo que ha provocado que antes de empezar, ya se ha excedido el presupuesto, incumpliéndose el pliego de condiciones, la obra no debía exceder los 2.677.492 € y ya va por 4.409.000 €, eso teniendo en cuenta que el aparcamiento se realiza en superficie, ocupando un suelo valioso, en lugar de haber previsto su construcción en los sótanos.

El proyecto de la nueva biblioteca, no responde a las necesidades de un municipio universitario en el que se precisan, sobre todo, salas de estudio.

Otra de las debilidades del proyecto es que el edificio está abierto en toda su fachada norte a la luz del día, el tratamiento de la fachada es de vidrios y lamas que tamizan la luz. Las bibliotecas son lugares de concentración y estudio abiertos en todo caso a patios o plazas interiores, no al exterior como plantea el proyecto. 

En definitiva, se trata de un edificio que no rentabiliza los espacios de manera sostenible. Despachos, vestíbulos, talleres, espacio para fondos bibliográficos suman más de 500 m2, a los que hay que sumar los destinados a salas de exposiciones.

 

Compartir:
  • googleplus
  • linkedin
  • rss
  • mail

Escrito por: admin

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies