Editorial
0

En marcha el Reglamento del Registro de Demandantes de Vivienda Protegida

f316_editorial

Con la edición de este número ya cerrada, el 13 de noviembre,  se recibía en nuestra redacción la publicación en el BOCAM del reglamento que regulará el registro de todas las personas interesadas en demandar una vivienda protegida en nuestro municipio.

Este es el paso previo para el conocimiento exacto que existe en nuestro municipio de necesidad de este tipo de vivienda  y del que se extraerán los datos necesarios para ofrecer las mejores alternativas, teniendo en cuenta que el suelo publico es finito, y que habrá que tener presente las necesidades de las futuras generaciones de villaodonenses, por lo que el modelo de vivienda protegida en propiedad debería no ser contemplado en el régimen de adjudicación de estas viviendas, no permitiendo de esta manera la especulación que ha tenido lugar con este tipo de viviendas hasta ahora,  y del que algunos han obtenido pingües beneficios.

El plazo máximo para la puesta en marcha de este  registro es de  un mes a contar desde la fecha de publicación en el BOCAM, a partir de ese momento ya sea por vía telemática o por escrito se podrán presentar las solicitudes al Registro de Demandantes de Vivienda Protegida, para lo que el Ayuntamiento dispondrá en su página web de los formularios de  inscripción.

El Ayuntamiento dispondrá de suelo para la construcción de más de 400 viviendas protegidas, pero hasta que  la Corporación Municipal no decida el tipo de viviendas y en que régimen se van a conceder, no  se debería hacer política oportunista con ellas, como está haciendo Podemos, con la creación de su propia cooperativa, y presionando de forma impropia a la Corporación para que se les adjudique un suelo público que todavía no está disponible.

Llevamos varios meses  avisando a los villaodonenses de que esta iniciativa no cuenta con ningún respaldo legal, simplemente es un canto de sirenas, con el que se pretende ilusionar a unos vecinos que, con buena fe, han confiado en unas personas cuyo fín es exclusivamente vender humo y populismo, tan de moda en estos últimos años.

Quizás todos los partidos políticos deberían crear su propia cooperativa de viviendas, pero estamos seguros de que en ese momento los podemitas pondrían el grito en el cielo.

El derecho a una vivienda digna  es un tema demasiado importante como para que unos pocos intenten manipular politicamente  esta necesidad.

Roberto Alonso Santamaría

Compartir:
  • googleplus
  • linkedin
  • rss
  • mail

Escrito por: CO