Actualidad
0

Podemos y el PSOE preparan el colapso definitivo de la A-5 a su entrada en Madrid capital

Los socios de gobierno del Ayuntamiento de Madrid, Podemos y PSOE, ultiman los preparativos para el colapso definitivo de la A-5, con las graves consecuencias que tendrá para la movilidad de los villaodonenses que utilizan mayoritariamente esta vía para acceder a Madrid capital.

 

f312_a5

 

Con la instalación de dos nuevos semáforos con sus correspondientes radares y la limitación de velocidad a 50 Km/h.  en el tramo comprendido entre los kilómetros 3 y 8,5 Carmena y su circo dramático, pretenden con estas medidas, que le parecen tímidas a los del PSOE, reducir el ruido y la contaminación.

¿Alguien se puede imaginar los millones de litros de combustible que se quemarán en los atascos que llegarán hasta Navalcarnero? ¿El ruido que generaran estos atascos?

¿De que ha servido la gran obra realizada en la M-30 que nos ha ahorrado a los madrileños millones de horas perdidas y millones de litros de combustible malgastados para que ahora estos descerebrados se lo carguen de un plumazo?

El Ayuntamiento Carmenita quiere convertir un tramo de 5,5 kilómetros de la A-5 en una “calle urbana” durante este año 2018. 

A partir de 2019 proyecta más medidas, como incluir un carril bus-VAO, ampliar aceras, plantar árboles y hacer nuevos carriles bicis. 

Los podemitas y socialistas pretenden “desincentivar el uso del coche privado”, pero sin antes preocuparse de que alternativas nos dejan a los ciudadanos. 

Por otro lado resulta curioso que se comience por una arteria como la A-5, ¿porqué no lo hacen con A-6 o carretera de la Coruña? 

Sólo esperamos que no les de tiempo a podemitas y socialistas a llevar a cabo semejante atrocidad contra la movilidad de los vecinos de esta zona de la Comunidad de Madrid antes de las próximas elecciones municipales, y que el nuevo gobierno adopte medidas racionales contra la contaminación y el ruido.

No queremos dejar de hacer una reflexión. Esa vía de comunicación lleva más años que las viviendas colindantes. Los que compraron sabían que compraban ruidos y contaminación. Entendemos que estas personas quieran mejorar su entorno, pero nunca puede hacerse a costa  de destrozar la movilidad de una parte importante de madrileños.

Compartir:
  • googleplus
  • linkedin
  • rss
  • mail

Escrito por: CO